jueves, abril 28, 2011

Escritura autómata

Harta de no tener inspiración, aporreo las teclas. Recuerdo atardeceres. Y me digo a mí misma: la Fanta de Naranja nada vale, mejor la Cocacola, lo dije (sí, lo dije), en este mes de abril que se termina.

La calle es gris y hay sombras de sol en los portales. Casi las nueve y media (la hora del trabajo), y batallan escobas y porteras cantando. Yo salgo del bar Génesis con un vaso de plástico de color Cocacola. La dueña del café ya me conoce, "lo quieres con dos hielos y un limón, en un vaso de plástico, ¿verdad?" Y sí, lo quiero así, subir las escaleras con el vaso bailando de alegría, y ser bebido a sorbos dulcemente junto al PC que truena.

Las horas de trabajo me parecen de ámbar. Calladas y con luz. Luego voces a coro y luego, más trabajo. La cocacola tiene sabor de medicina y de película, de metal de frambuesa, de cine de verano.

El trabajo es la chispa de la vida, ay no, la cocacola, ¿o no me equivoqué? Una risa cansada llena el tiempo. Cansados de la guerra hemos caído junto a tantos papeles cristalinos. Recuerdo los poemas ingenuos de mi libro, del primero. Era feliz entonces. Ahora lo soy más, con nubes encendidas. Como quien ha llegado de un desierto, doy gracias con temblor. Que dure mucho.

Me comprometo a escribir una vez por semana en este blog, con musa o sin musa.
Los pocos lectores que me queden son testigos.

11 comentarios:

marinero dijo...

Bueno, oiga, si sin inspiración escribe usté una entrada como ésta, pues como que se queja de vicio. Otros se conformarían con muchísimo menos. Lágrimas de cocodrilo, me temo (las dedicadas a la ausencia de la musa), en el sentido de que son poco creíbles.

Pilar dijo...

Pues con musa o sin ella aquí estaremos esperándote como agua de mayo.

Buen día!

Adaldrida dijo...

¡Gracias a ambos!

Ambar dijo...

LLevo siguiéndote más de un año. Cada vez que alguien alaba mis post , me asomo por estas páginas para redimensionar mi vanidad.
Contemplo entonces lo lejos que estoy de la poesía y de la belleza de una escritura reposada e inspiradora.

Enhorabuena. Con o si musas, no dejes de regalarnos trozos de ti.
Esta es mi dirección.... www.mi-contra.blogspot.com.
Pásate cuando quieras por mi casa...

Anónimo dijo...

¿Pocos?

Javier e.d.ch, dijo...

Gracias por volver. Si no te vemos dejanos al menos que te leamos

Adaldrida dijo...

ÁMBAR: Muchísimas gracias por tus palabras, me has emocionado...
Javier e.d.ch: ¡Hombre de poca fe...! (Gracias por el empujón.)
Anónimo: digo pocos porque los he descuidado de mala manera en los últimos tiempos, pero ya vuelvo a estar ON.

Ana dijo...

creo que la musa ha vuelto... en serio!

Anónimo dijo...

¡Bravo!

E. G-Máiquez dijo...

The happy few!

Mora Fandos dijo...

Esperamos esa entrada, ánimo.