miércoles, febrero 07, 2007

Ácido rosa fucsia


Parece que vuelve la moda acid: colonia smiley (de venta en Sephora), colores fosforitos (aaargh), charol en bolsos, chaquetas y cinturones... Estamos en pleno revival de los ochenta. Primero fueron los recopilatorios de Los secretos y Nacha pop, luego la evocación de la movida (el rayo que no cesa), después llegaron los leggins, y con ellos la polémica (leggins sí/ leggins no...)
Ignoro hasta dónde nos llevará la marea. ¿Volverán los cardados imposibles en el pelo? ¿Volverán las sombras pastel de mi infancia, en amarillo y azul clarito, icono de la marca Don Algodón? ¿Volverá Snoopy?
Yo no pertenezco a la generación Acid, nací en el 77. Pero recuerdo un verano radiante de finales de los ochenta, piscina y sol, once años y un niño con pecas y ojos acuáticos. Y los éxitos de Duncan Dhu. Y Madonna en la tele, con pinturas de guerra y sujetador galáctico de neopreno.
Lo cierto es que las actrices y modelos sienten un escalofrío al recordar los excesivos ochenta, pero también una nostalgia mal disimulada. No me extraña: en 1988 calzaban quince años menos, los vídeos musicales eran puro ingenio pop y no una basura, y en la radio sonaban los hits de Wet wet wet y los de una Kylie Minoghe adolescente. ¿Se le puede pedir más a la vida?

5 comentarios:

Bukowski dijo...

¡Que vuelva todo! ¡Y que las mujeres vayan vestidas como Karen Elson en esta fotografía!

Señora De Beades dijo...

El caballero de arriba es un poco joven para revivir los 8o, ahora más bien los descubre. Yo recuerdo sobre todo los dibujos animados, V, la victoria final, la playa eterna de mi infancia y mi casa llena de gente siempre... Recuerdo, qué tonteria, los 80 como una etapa anterior a tanta tecnologia que ha arrancado los niños de la calle, y que nos ha colgado continuamente de un telefono... Mi padre siempre me dice que los 80 fue la primera década que vivimos mis hermanos y mis padres juntos como familia... los 80, revival de la infancia, si, por favor.

Jesús Beades dijo...

Fraggle Rock, Verano Azul, Barrio Sésamo, Los Goonies, Karate Kid... Los ochenta es la época de formación estética y sentimental de muchos de nosotros, y, aunque hortera, nos emociona. Y me pregunto a veces: ¿Cómo se define lo hortera? ¿Quién lo marca? ¿Hay conceptos perdurables y otros dependientes de la moda? Porque, hace diez años, llevar botines con las dos rayas tipo Adidas (o aún peor: un chandal con esas dos rayas), hubiera parecido muy hortera. Hoy es lo más guay. Y el Naranjito, el Equipo A, los dibujitos japoneses... ¡Vivan los ochenta!.

AnaCó dijo...

Lo que redime a los ochenta, sin duda fue la música. Roxette, The Police, The Cure, Depeche Mode, Erasure, Alphaville, hasta el fraude de Milly Vanilly y -por supuesto- los New Kids on the Block!! Qué época, yo quemaría todas las fotos y salvaría los cassettes y discos de vinilo de entonces. Pero... los cerquillos cardados y los leggins, ¡¡no por favor!!!

Bukowski dijo...

Pues los leggins están otra vez de moda aunque a mí, casi siempre, me resulten feos.